18/12/15

Convendría relativizar un poco eso del 51% vs. el 49%

Ni Macri es el 51% de los votos ni nosotros somos el 49%. Partir de esos números puede llevarnos a creernos cosas que no son y llegar a resultados equivocados en cualquier análisis. Elegir es una cosa, optar otra. No se puede elegir entre dos, sólo se puede optar.

Cuando hubo que elegir a nuestro candidato Scioli lo eligió un un 37,08% y un poco menos en las PASO. Al 49% del Balotaje se llegó por diferente motivos. Creo yo que el principal fue el espanto a Macri y su Alianza.

Lo mismo pasó del otro lado. Del 51% con el que Macri llega a la presidencia se puede decir que el "voto puro" macrista fue el 34,15%. De ahí para llegar al 51% también la principal motivación fue el espanto. Más allá de su antiperonismo no creo que, por ejemplo, los socialistas santafesinos hayan votado mayoritariamente con agrado a Macri. Ese es un "voto golondrina".

De la misma manera, en 2007 con el 46%, y en 2011 con el 54%, donde se posó ese "voto golondrina" fue en la fórmula del FPV aunque sin el extremo del balotaje. Creer que ese 46% y luego el 54% es voto peronista o kirchnerista es un error, como lo es creer que el 49% del balotaje es el piso/techo de algo, o que el 51% de Macri es inamovible.

Al otro día del balotaje cada uno de los que se vieron obligados a optar por uno de los dos volvió a su lugar.

No estoy hablando de los que siempre votamos al PJ o al FPV vaya quien vaya de candidato. Hablo de esos votantes a los que muchas veces despreciamos por independientes, o libre-pensadores. Fueron esos los que inclinaron la elección y que no supimos atraer ni en la elección general ni en el balotaje.

Otro ejemplo que viene al caso para explicar esto del votante que un día va para un lado y otro para otro es el voto a Binner. En 2011 casi llega al 17% de las preferencias nacionales. Este año quedó 4º en la provincia de Santa Fe en la elección de Senador (en las PASO quinto, ya que fue superado por el voto en blanco)

Sospecho que el piso del voto peronista, sea quien sea el candidato, a nivel nacional es poco más que un 30%. A partir de ahí que empezar a pensar cualquier cosa sin creernos algo que no somos ni seremos. No somos el 49% ni ellos son el 51%.